Los fórmula uno: mucho más que coches

La Fórmula 1 tiene una gran cantidad de seguidores y atrae a una no menos importante cantidad de aficionados a las carreras en cada una de las ciudades donde se celebran grandes premios cada año. Pero la Fórmula 1 va mucho más allá.

Los principales fabricantes de coches de un modo u otro tienen en la Fórmula uno un gran campo de pruebas, donde poner en funcionamiento piezas y dispositivos que si funcionan correctamente se verán en poco tiempo en los coches de calle de alta gama y si no se podrán ir desarrollando hasta obtener el resultado que se busca. Por eso no extraña que una forma u otra fabricantes como Mercedes, Fiat, Renault o Volkswagen tengan presencia en alguno de los equipos que forman la parrilla de este deporte, llegando incluso a tener o haber tenido alguna vez un equipo propio compitiendo.

De esta manera, los coches de fórmula 1 se convierten en laboratorios sobre ruedas donde poder probar si determinado elemento (suspensión, dirección, transmisión, neumáticos…) reúne los requisitos necesarios para poder estar incluidos en los coches de calle, empezando primero por los modelos más caros y llegando incluso a montarse en otros de gama media o baja. Así se han conseguido mejores suspensiones o coches más seguros, incluso ecológicamente más responsables ya que fabricantes de combustibles se han sumado a este llamado “Gran circo”. Un ejemplo lo tenemos en la petrolera Shell, que fabrica para Ferrari un combustible exclusivo para sus motores.

De una u otra manera, disfrutar de una carrera de Fórmula 1 es ver mucho más que un coche corriendo por una pista. Es muy probable que estemos viendo el funcionamiento de determinada pieza que algún fabricante incorporará a su línea de fabricación en no mucho tiempo. Y mucho antes de que la bandera a cuadros hondee se sabrá si funciona como es debido.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.