Espionaje a través de apps de videollamadas ¿es un peligro real?

0

En el mundo de la tecnología y las teorías conspirativas, uno de los grandes mitos es aquel que habla acerca de las capacidades de diferentes apps y piezas de hardware que permiten a las agencias gubernamentales espiarnos las 24 horas del día. Hoy abordaremos algunos de los aspectos relacionados con esta teoría, centrando nuestra atención en las aplicaciones de videollamadas y los verdaderos alcances del espionaje a través de dispositivos tecnológicos que llevamos con nosotros a todas partes, y que quizás estén actuando como puerta de entrada para que empresas y gobiernos sepan más sobre nosotros que nosotros mismos.

Zoom

No existe la seguridad al 100%

Ningún sistema operativo o aplicación ofrece seguridad total. Esto no es lo mismo que decir que son “potencialmente peligrosas”, sino que hace referencia a la posibilidad existente de que una app o un sistema operativo sean vulnerados y eso termine brindando acceso a nuestra información a personas que no conocemos.

Casos famosos de vulneraciones a la seguridad

En los últimos meses los casos más sonados sobre vulneraciones a la privacidad y seguridad de los usuarios involucraron a una app muy famoso: Zoom. La compañía fue acusada de filtrar datos personales a la red social Facebook, aún si uno no era usuario de la red de Mark Zuckerberg. Otro caso, mucho peor, fue el de una vulnerabilidad en los enlaces UNC que permitía a cualquier atacante virtual el robo de contraseñas de Windows.

Sin embargo, hay muchas otras apps de comunicación y videollamadas que también tienen fuertes vulneraciones y pueden ocasionar problemas de privacidad y seguridad. ¿Esto quiere decir que todas las apps para realizar videollamadas son inseguras? No.

¿Cuáles son los problemas de seguridad más comunes en apps de videollamadas?

Ausencia de datos cifrados. Si la app de videollamada no cifra los datos que enviamos, un usuario malintencionado puede acceder a lo que decimos o a los archivos que compartimos. Incluso hay quienes pueden alterar los mensajes que enviamos.
Creación de falsos errores en el equipo. Un agujero de seguridad muy extendido entre las apps de videollamadas genera problemas en el micrófono o en la cámara. Este tipo de problemas suelen ser un engaño por parte del hacker para ofrecernos solucionar el problema y así ganar el control sobre nuestro dispositivo de forma remota.
Alteraciones en el acceso a las videollamadas. Apps de videollamadas con agujeros de seguridad pueden ocasionar que no podamos acceder a las conversaciones, o que estás se corten o se realicen de forma inesperada. Cuando alguien secuestra una llamada, puede hacer aparecer imágenes o sonidos indeseados y arruinar un evento.

Videollamadas

¿Cómo puedo proteger mi privacidad durante una videollamada?

Mantén actualizadas las apps. Uno de los primeros pasos para proteger tu información es contar con la versión más reciente de la app de videollamadas. A medida que se suman nuevas versiones, van cubriéndose los huecos de seguridad.
Utiliza contraseñas para tus reuniones. Añade un nivel más de seguridad con una clave de acceso para tus conversaciones por videollamada.
Verifica que los asistentes sean los que invitaste. Evita que personas desconocidas accedan a tus reuniones por videollamada y bloquea sus cámaras y micrófonos a menos que sea indispensable que interactuén.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here