Crítica de la película: El lado bueno de las cosas

Crítica de la película: El lado bueno de las cosasExisten películas fantásticas que se convierten en un regalo para el espectador por el mensaje que transmiten. En un momento de tanto pesimismo social como el actual llega a la gran pantalla El lado bueno de las cosas. Una película protagonizada por Bradley Cooper que en su papel protagonista da vida a Pat. Un hombre con trastorno bipolar que ha estado ingresado siete meses por haber agredido al amante de su mujer.

Argumento de la película

Pat vuelve a su vida normal gracias al apoyo de sus padres. Se instala en el hogar familiar dispuesto a llevar a la práctica su lema de filosofía positiva para convertirse en esa persona que su mujer quiere que sea. Dispuesto a recuperarla lo hace todo para estar al lado de ella, sin embargo, en su camino se cruza una chica muy similar a él: Tiffany, interpretada por  Jennifer Lawrence.

Ella ha perdido a su marido y también a su trabajo. Ambos, con una personaidad compleja, comienzan a crear un vínculo muy especial puesto que se convierten en un punto de apoyo mutuo. Esta amistad, compleja entre ambos, da lugar a un amor que transforma sus vidas gracias a ese lado bueno de las cosas que subsiste incluso en las situaciones de dolor.

Es una película humana

El lado bueno de las cosas, es un canto al humanismo y ese lema genera una gran empatía en el espectador. Igual que le sucede al protagonista de la película, los humanos hemos sentido en más de una ocasión en la vida que las decepciones nos parten el corazón. ¿Cómo salir adelante en medio de ese desencanto? Viendo el lado bueno de las cosas. Teniendo fe en uno mismo y en los demás, encontrando un proyecto que te mantenga ocupado.

En el caso del protagonista de la película, es el baile lo que se convierte en un motor de felicidad y de disciplina personal para él.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.