Bentley

 Los coches fabricados por la compañía automovilística Bentley fueron durante algunos años verdaderos competidores del gigante europeo Rolls-Royce, hasta que este último consiguió hacerse con la marca y eliminar de esta manera la competencia al absorberla. Posteriormente esta marca fue comprada por el fabricante alemán VolksWagen, que desde hace unos cinco años se encarga de la fabricación de todos los modelos que se lanzan con esta marca.bentleycontinentalgt

Bajo la tutela de su nuevo dueño, se ha convertido de nuevo en un serio competidos de las otras dos grandes marcas de lujo, que son Rolls-Royce y Mayback, superando en ventas al conjunto de los dos algunos años. Esto ha sido debido a que se han centrado en cubrir un segmento de mercado que estaba algo desatendido, que es el punto intermedio entre el lujo y los modelos de gran lujo.

 Esto no quiere decir que un Bentley sea un coche que cualquier rico pueda comprar, ya que además de fabricar un número muy limitado de unidades, los vehículos tienen un precio que puede superar los cientos de miles.

A cambio de este importante desembolso, bajo el capó de un Bentley actualmente se esconden entre ocho y doce cilindros y motores que pueden llegar a superar los seiscientos caballos de potencia y superar los trescientos kilómetros por hora, acelerando en menos de cuatro segundos y está considerado como el vehículo automóvil más seguro que hay en el mundo.

Lujo, seguridad, velocidad y potencia son las cuatro pilares sobre los que se ha basado el fabricante alemán para volver a colocar a los coches de la marca Bentley de nuevo en el lugar que un día tuvieron y que pudieron mantener durante algunos períodos de tiempo a principios del siglo XX, cuando los coches eran un lujo que unos pocos se podían permitir. Hoy, un Bentley sigue siendo un lujo de estas características.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.