Efectos Extraños en las fotografías

 Algunas veces nos sorprenden imágenes que parecen cobrar vida entre nuestros ojos, moverse o incluso cambiar de color mientras a la vez nos damos cuenta de que no está ocurriendo nada de eso. ¿A qué puede ser debido?

 Normalmente se debe a las ilusiones ópticas, imágenes que se han diseñado pensando en engañar a nuestro cerebro con la intención de hacernos ver cosas que no existen u objetos y construcciones imposibles de encontrar en circunstancias normales, como elefantes que tres y cinco patas a la vez, pero que si nos fijamos bien en realidad tienen una pata entre otras dos y ninguna está en su cuerpo  o escaleras en las que alguien sube mientras otro baja pero en realidad se dirigen al mismo piso. Estos son solo un par de ejemplos de las imágenes que nos podemos encontrar, y que desde hace siglos artistas de distintas disciplinas han ido perfeccionando con el propósito de sorprender a todo el que se detenga a observar un momento. Por eso nos encontramos con cuadros renacentistas que representan escenas imposibles de ver en la realidad o con fabulosas pinturas realizadas con tizas de colores en las calles de algunas de las principales ciudades del mundo.

 Las imágenes extrañas ejercen sobre nosotros un efecto fascinante que a veces nos resulta muy complicado de resistir, ya que la curiosidad por intentar comprender cosas que nuestro cerebro no es capaz de razonar ha sido desde tiempos inmemoriales una de las más poderosas artimañas para atraer nuestra atención.

Eso sí, si nosotros estamos frente a una imagen y vemos que alguna de las figuras se mueve, pero cuando hablamos con la persona que está a nuestro lado nos asegura que ella no ve nada de lo que le decimos, tal vez no estemos presenciando ilusiones ópticas precisamente…

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.