Aplicación de las Nuevas Tecnologías al Trading

Si los nuevos ámbitos de comunicación, sobre todo electrónica, están presentes en todos los sectores de la economía, es quizá en el mundo del trading donde nos encontramos con una presencia absoluta tanto de los últimos avances en interacción social y operativa como en el diseño incluso de sistemas de trading completamente automatizados que operan en los mercados.

Se ha generado un debate en torno a estos sistemas, argumentando a favor y en contra de dejar que un robot o “máquina” tome decisiones por nosotros en vez de llevar en primera persona las riendas de nuestra cartera de inversión. Quizá el mensaje más acertado es que debemos usarlos como una ayuda más que depender de ellos.

No podemos dejar de lado aspectos como el análisis técnico o el realizar estudios y planificaciones del mercado por nuestra cuenta, por ejemplo, ¿quieres saber cómo hacer el mejor plan de trading? También encontrarás información para interpretar gráficas y sobre todo tomar decisiones sin depender de una máquina.

Cotillea el sitio y sé un economista profesional:

Me gustó

Entonces, cual es la función que desempeñan estos sistemas.

Habitualmente se argumenta en su favor que reducen la intervención de las emociones en el proceso de operación de los mercados. Quizá nuestras emociones sean nuestro peor enemigo a la hora de operar en el mercado forex, ya que la incertidumbre de los cambios de rumbo y la alteración de nuestras expectativas puede jugarnos malas pasadas, ahí es donde se encuentra la fortaleza de utilizar una máquina para invertir, que simplemente va a tomar datos de referencia como roturas de soportes, etc para tomar decisiones en vez de expectativas de beneficio o pérdida, entre muchas otras.

Otro beneficio es que la máquina de trading, a diferencia de los brokers con los que operamos no gana con nuestras pérdidas, cosa que sí puede suceder con los corredores que procesan nuestras órdenes de compra y de venta, con lo que eliminamos también este factor subjetivo.

En definitiva, uso de la tecnología sí, por supuesto, pero en nuestro beneficio y sin depender de ella totalmente, sino utilizándola como ayuda para llevar a cabo nuestras inversiones.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.